Implante dental vs puente

Implante dental vs puente

Hace unos días, bajando las escaleras de un conocido parque de mi ciudad, tropecé y me caí de morros contra el suelo y me romí un diente delantero. No fue nada especialmente grave, pero sí una gran faena. Menuda cara, tenía el diente partido casi desde la encía, sólo me quedaba un pequeño trocito de lo que antes había sido un diente entero y perfecto. ¿Y ahora qué hago?

Evidentemente, la única solución era acudir urgentemente a mi dentista y que me aconseje acerca de las diferentes opciones que existen para estos casos. La verdad, no tenía todo el tiempo del mundo, estar sin un diente delantero por ahí adelante no es muy adecuado, las risas pueden ser de campeonato, sobre todo entre l@s compis de curro, amistades y familiares. Así que ese mismo día acudí a mi dentista, pero para mi sorpresa, estaba de vacaciones, así que le telefoneé y me recomendó la clínica Calzavara y Morante, especialista en implantes dentales y periodoncia. Me atendieron inmediatamente y estoy encantada con el resultado. Lo que diferencia a esta clínica es la máxima especialización de su equipo de profesionales y una filosofía de trabajo que busca la excelencia en la calidad asistencial. Los múltiples casos clínicos que han atendido con éxito les avalan.

En esta clínica me recomendaron un implante colocado con una corona en vez de un puente. Me explicaron que también existe la opción de colocar un puente pegado con resina, o puente Maryland que se utiliza frecuentemente en la sustitución de dientes delanteros, pero el problema es que presenta menos resistencia que un implante dental, además de tener una vida útil más corta.

¿Porqué un implante dental es mejor que un puente?

En la actualidad, y gracias a los avances tecnológicos, la mayoría de los especialistas recomiendan la colocación de implantes dentales como alternativa al tradicional puente, muy habitual en el pasado.

Para empezar, los puentes dentales se colocan sobre las piezas dentales sanas, con el consecuente deterioro de las mismas. Esto no ocurre con los implantes dentales, que irían colocados sobre el hueso, y de esta forma los dientes sanos no se ven perjudicados.

Otra ventaja de los implantes dentales sobre los puentes, es que la durabilidad y resistencia de los primeros, es significativamente superior. Los implantes dentales te garantizan una vida dental mucho más larga y una funcionalidad mayor.

El único inconveniente del implante dental es su elevado precio, frente a los puentes, que suelen ser más económicos. Pero es siempre la mejor opción cuando la persona dispone del poder adquisitivo necesario. De todas formas, a día de hoy, son muchas las clínicas dentales que financian este tipo de intervenciones dentales.

Un implante de piezas dentales fijas es una operación quirúrgica, y como tal, implica una pre-operatorio y un post-operatorio, a fin de garantizar un buen resultado.

Ya de entrada, este tipo de operación tiene como consecuencia, que durante algunos días, el/la paciente padecerá algo de dolor, que puede mitigarse si se siguen adecuadamente las indicaciones dadas por l@s especialistas. Además, la prótesis definitiva no se colocará hasta pasados los 6 meses, después de que la herida haya cicatrizado perfectamente. Durante este tiempo se debe ser escrupulosamente cuidadoso con los cuidados de la boca.

No se deben ingerir alimentos hasta que los efectos de la anestesia hayan desaparecido completamente. Así mismo, se desaconseja el consumo de tabaco y bebidas alcohólicas hasta que hayan pasado 48 horas desde la operación.

Durante los días posteriores a la intervención es posible que se sufra dolor y muchas veces, estos procesos pueden manifestarse con un poco de fiebre, por lo que en estos casos,  se recomienda el uso de analgésicos.

La higiene bucal ha de extremarse al máximo y con extrema delicadeza, evitando la zona afectada y empleando enjuagues bucales naturales, como el agua con sal, o los clásicos colutorios.

Si sigues todas las indicaciones del/de la dentista, aumentaran las posibilidades de éxito de la operación, mitigarás el dolor y aumentarás la vida útil, de tu nueva o nuevas, piezas dentales.