El árabe, un idioma al que no se le da la importancia que realmente tiene

El árabe, un idioma al que no se le da la importancia que realmente tiene

Negar la conexión que hay entre un país como lo es el nuestro y el mundo árabe es algo que no debería tener lugar en la cabeza de nadie y que responde más a un supuesto e irracional deseo que a la realidad más absoluta. España, de toda la vida, ha tenido una relación muy directa con el mundo árabe, principalmente debida a su posición geográfica, que nos sitúa como la puerta de entrada a Europa de muchas personas cuyo principal idioma es el árabe. Es algo innegable y que, desde luego, implica una enorme cantidad de oportunidades para nuestro país.

De hecho, fijémonos en lo que dicen los datos: España y Marruecos son dos de los países que llevan una mejor relación comercial en todo el mundo. Así lo dice una noticia que fue publicada en la página web del diario La Vanguardia que aseguraba, además, que en el año 2017 las exportaciones de Marruecos hacia nuestro país aumentaron más de un 11% mientras que las españolas hacia el país magrebí avanzaron en más de un 12%. Eso sitúa a España, como sexto año consecutivo, como el primer socio comercial de Marruecos. Y ojo, que no estamos hablando de un país menor ni mucho menos. Estamos hablando de una de las grandes potencias de África.

Teniendo esto en cuenta, parece lógico pensar que, en el interior de nuestras fronteras, deberíamos apostar de una manera mucho más importante en el conocimiento de una lengua como lo es el árabe, que es oficial en Marruecos y de la que, desde luego, hay un gran desconocimiento en nuestro país. El norte de África es una zona importante del mundo y mantener buenas relaciones comerciales con los países que forman parte de esta zona es muy importante en lo que respecta a nuestra salud económica. Seguramente, sea más importante de lo que creemos.

Hagamos un repaso sobre todos esos países en los que el árabe es el primer idioma oficial para que veamos que, además, es un idioma también muy importante en Asia, no solo en África. Estos países son, según Wikipedia, Arabia Saudí, Argelia, Baréin, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Irak, Jordania, Kuwait, Líbano, Libia, Marruecos, Mauritania, Omán, Palestina, Catar, Sáhara Occidental, Siria, Sudán, Túnez y Yemen. En total, son más de 280 millones de personas las que lo tienen como primera lengua oficial y 250 millones las que lo tienen como segunda.

Nos parece cuanto menos curioso que, teniendo en cuenta la potente relación que existe entre España y los países árabes, este idioma no sea de los más enseñados en las escuelas y los institutos de nuestro país. Son muchas las personas que aseguran que esto se debe a la gran dificultad que conlleva aprender el árabe, pero lo cierto es que este idioma no resulta más complicado que el chino y sí que hay muchas clases de chino impartidas en España cada día. Este tipo de motivos son los que conducen a los profesionales de Traductor Jurado Eikatrad a asegurar que uno de los servicios más demandados por sus empresas clientas sea la traducción de textos de español a árabe y viceversa.

Una relación que no disminuirá

La relación comercial entre España y países cuyo principal idioma sea el árabe va a seguir siendo de las más importantes de cara al futuro próximo y también si miramos a largo plazo. A nadie le cabe ninguna duda al respecto, principalmente porque es una relación beneficiosa para ambas partes y porque la situación geográfica nos obliga, en cierta medida, a mantenerla cueste lo que cueste.

De hecho, una de las peores noticias que podría tener la economía española es que la relación comercial que tenemos con el norte de África se viera disminuida con el paso de los años. Estamos seguros de que eso tendría una serie de consecuencias devastadoras para nuestro tejido industrial y que la crisis provocada por esta situación sería terriblemente importante para los intereses de nuestro país. No parece una estrategia adecuada el no ser amigos de países como Marruecos, por poner el ejemplo que tenemos más a mano. Lo mejor es cuidar de nuestra relación con ellos.

El árabe siempre será una de las lenguas más importantes en todo el mundo. Está, desde luego, al nivel del castellano, por lo que tener la posibilidad de disponer de personas que conozcan ambas lenguas es muy importante a la hora de estrechar vínculos y potenciar negocios. Y todavía tenemos que darle mucha más importancia a esta cuestión. Conviene no olvidarnos de todas aquellas personas y empresas cuyo idioma oficial es el árabe. Puede ser la diferencia entre que nuestros negocios en el exterior sean rentables o que no lo sean. Y ya sabemos lo que pasa cuando no lo son.