Los españoles han aprendido a prevenir enfermedades dentales

Los españoles han aprendido a prevenir enfermedades dentales

Nos alegra comprobar que, poco a poco y a causa de un buen número de cuestiones, nos vamos dando cuenta de lo importante que es cuidar de nuestra salud y de la cantidad de cosas que debemos tener en cuenta para llevar a buen puerto esta misión. Estar bien no solo implica solamente que no tengamos ningún dolor, sino también que hemos tenido la capacidad de prevenirlo y que hay muy pocas opciones de que nos pueda sorprender una enfermedad. Desde luego, todo cuenta a la hora de hacer posible que vivamos una vida plena y en la que no tengamos que hacer frente a enfermedades que nos puedan jugar una muy mala pasada.

Uno de los aspectos que ha venido ganando importancia entre la gente en los últimos años tiene que ver con la salud dental. Y no es para menos. El cuidado de nuestros dientes ha sido minusvalorado por muchísimas personas a lo largo de una enorme cantidad de años, así que hemos escarmentado a base de comprobar todos los problemas dentales que hemos sufrido nosotros mismos o las personas que se encuentran a nuestro alrededor. Desde luego, el ser humano parece que solo reacciona cuando le ve las orejas al lobo.

Buena prueba de lo que acabamos de decir es el hecho de que, en Europa, más de la mitad de los ciudadanos no conserva su dentadura natural completa. No cabe la menor duda de que ese es uno de los grandes problemas que ha tenido en los últimos años la sociedad moderna y que ha provocado que las instituciones públicas hayan tenido que tomar cartas en el asunto realizando campañas publicitarias destinadas de manera principal a mostrar las causas de una mala salud dental y las ventajas de cuidar de ella. Parece que esas campañas están teniendo éxito y nosotros, desde luego, nos alegramos mucho de ello.

También es cierto que, en muchas ocasiones, el cuidado de la salud dental depende en buena medida de cuestiones como lo puede ser la cultura de cada país. Por eso hay naciones que disponen de un mejor ranking en lo que respecta al cuidado de su salud dental. El portal web Dental News, de hecho, clasifica a Alemania, Italia y España como los tres primeros en este sentido de todo el continente. Y la verdad es que es en estos territorios donde se ha realizado una apuesta muy interesante por todo lo que tiene que ver con la difusión de las ventajas del cuidado de nuestra salud dental.

La verdad es que podemos mostrarnos satisfechos con cómo está evolucionando el asunto relativo a la salud dental en un país como el nuestro. Desde Mavident nos han indicado que, en los últimos cinco años, casi se ha duplicado el número de clientes que acuden a sus instalaciones a realizar revisiones periódicas en pos de prevenir posibles problemas en materia dental. Es decir, acuden más clientes a este tipo de centros pero no lo hacen para corregir problemas, sino para prevenirlos. Esa es la clave de este asunto.

¿Qué ha hecho que la gente muestre interés por esto? 

Hemos hablado de las campañas de marketing que se han realizado por parte de algunos países, entre ellos España, para alentar a la población a que cuide de sus dientes y su influencia a la hora de mejorar los registros de la salubridad dental en el interior de sus fronteras. Pero no ha sido esa la única la razón por la que miles y miles de personas han empezado a cambiar su mentalidad y a dedicar un poquito de su tiempo cada día a lavar sus dientes.

¿Cuál ha sido, entonces, el motivo de este tipo de cuestiones? La verdad es que podríamos decir que la sociedad de la imagen ha jugado un gran papel en todo lo que tiene que ver con este asunto. Hoy en día, la imagen vende. Esta hipótesis (que es una realidad más que una hipótesis, desde luego) sirve para las empresas pero también para las personas. Y no cabe la menor duda de que eso ha empujado a mucha gente a pensar que, sin un cuidado correcto de sus dientes y consecuentemente de su imagen, su vida social e incluso sus opciones laborales se pueden ver resentidas.

No cabe la menor duda de que todavía queda un margen de mejora que hay que cubrir tan pronto como sea posible. Desde luego, es evidente que resulta completamente imposible que todo el mundo muestre la atención que debería a esta clase de cuidados, pero lo que está claro es que el mensaje del que estamos hablando todavía puede calar entre más y más personas. Cada una que se sume a la causa, será sinónima de una gran victoria de la salud dental y, por ende, de la salud en general.

 

Deja una respuesta