La necesidad de tener conciencia ecológica

La necesidad de tener conciencia ecológica

Muchas veces hablamos de tiempo libre, pero no nos paramos a pensar en las consecuencias que tienen nuestros quehaceres cotidianos en la naturaleza. Estábamos cerca de ser papas y como es normal según fueron avanzando las semanas la preocupación y la inquietud nos hicieron preocuparnos por los detalles.

La ecología en el mundo del bebé

Leyendo en un foro en Internet me recomendaron Salud Atenea una web donde venían muchísimas cosas interesantes y donde la ecología tenía una importancia primordial, desde algo tan rico como el chocolate ecológico como otras cosas que nos iban a ser muy útiles en los próximos meses, los pañales.

Nosotros buscábamos unos pañales ecológicos y al verlos, no dudé en llamar para interesarme por ellos. La verdad que fueron muy amables y estuvimos hablando un buen rato, además vía mail me pasaron algunos enlaces con información de donde podía asegurarme más de la compra.

Total, que les hice un pedido y quedé totalmente encantado por la calidad de estos pañales ecológicos, los cuales permiten que uno pueda estar con la conciencia tranquila. Voy a contaros un poco en qué consisten los pañales ecológicos contra los pañales de plástico:

Los pañales ecológicos cuentan con tres ventajas importantes:

  • Son los más baratos
  • Contaminan poco
  • Protegen de mejor manera la piel del bebé

Quizás el único inconveniente que tienen es el lavado, aunque tiene su importancia y puede disuadir a los compradores claro está.

Se compran para los dos primeros años de tu bebé y puedes contar con dos opciones:

  • Comprar por talla y cambiar de pañal cuando crezca
  • La talla ajustada al tamaño del bebé

El principal inconveniente es que vas a tener que lavar mucho al principio, comprando 2 o 3 modelos diferentes de pañales.

Comprar 1 talla sola que valdrá desde ese primer mes hasta los dos primeros años:

La ventaja es que te olvidas de comprar y tendrás stock de pañales desde el primer momento, lo que hará posible que puedas lavar más pañales a la vez. Como inconveniente tienes que abultarán un poco más en los primeros meses del bebé, pero no hay problemas para el niño.

Como puedes ver los pañales ecológicos son una extraordinaria forma de ahorrar y de encima estar siendo respetuoso con la naturaleza. A pesar de esto es normal que la mayoría de la gente se decida por los pañales comunes, ya que son bastante más cómodos y no hay que estar lavando.

Aunque suena bien el tema ecológico, lo cierto es que con la vida que llevamos no demasiada gente es capaz de llevar a cabo los pequeños sacrificios de tener que estar lavando los pañales cuando se lo puede uno evitar.

Hicimos un pedido grande para que tuviésemos las necesidades cubiertas y no tenemos queja. Ya de paso que hacíamos el pedido compramos más cosillas, como orinales desechables, juguetes.  La verdad que hasta que no te pones con estos de ser padre, no te das cuenta de que es un mundo totalmente distinto y que te cambia la vida.

Ahora solo tiene uno ojos para el pequeño y hasta que no crezca un poquito el tiempo libre es más bien nulo, con lo que el ocio es estar con ella cuidando que esté bien. Mi mujer lo lleva mejor, pero yo la verdad es que soy algo miedica y estoy atento a todo.

Así que ya sabéis, si todavía no tenéis hijos, aprovechad vuestro tiempo libre, que al menos los primeros meses es imposible tener tiempo para uno mismo. El bebé es el centro de todo y debemos mentalizarnos en que será la máxima prioridad.

Para finalizar, el tema de los pañales cada vez es más discutido y hay corrientes de todo tipo, pero no deja de ser una opción. Obviamente a la industria no le convienen los ecológicos, pero la practicidad manda y al final los clientes lo que quieren es tener la mayor facilidad posible a la hora de cambiar al bebé.

De ti depende si apostar por unos o por otros, nosotros lo hicimos por los ecológicos, pero mentiría si no te dijera que alguna vez que me tocó lavar me acordé de los de siempre. Sea como fuere la decisión es tuya.